China abrirá su propio parque de atracciones de realidad virtual

PlayStation Realidad Virtual

Dada la naturaleza de la Realidad Virtual, que requiere que te sumerjas por completo en la experiencia utilizando un casco e incluso auriculares para ello, es algo que bloquea por completo el mundo a tu alrededor y, en ocasiones, esto podría llevarnos a sentirlo como una experiencia bastante íntima. No obstante, parece que en China no opinan lo mismo y han anunciado el lanzamiento de un parque de atracciones basado por completo en la realidad virtual. Este parque ocupará trescientos treinta y tres acres y abrirá en la provincia de Guizhou con al menos treinta y cinco atracciones de realidad virtual.

China Realidad Virtual

Estas atracciones serán muy variadas, e irán desde juegos de disparos tipo “shooter” hasta montañas rusas virtuales. El parque de atracciones también contará con tours virtuales por las atracciones más llamativas de la región, para que además de pasarlo bien puedas conocer Guizhou. El proyecto se llamará Valle de la Ciencia Ficción Oriental, y está valorado en más de mil millones y medio de dólares.

China abrirá en 2018 este nuevo parque de atracciones virtuales

El Director Ejecutivo del parque de atracciones, Chen Jianli, ha hablado con Reuters y les ha explicado cómo planean cambiar todo el turismo en la provincia y el área de su alrededor.

“Después de que abra nuestra atracción, cambiará toda la estructura de turismo de la provincia de Guizhou y del sureste de China. Es una atracción innovadora, simplemente porque es diferente.”

El informe también añade que este nuevo parque de atracciones atraerá a los grandes nombres de la industria de la tecnología, como Apple. Aunque por ahora Apple esté más interesada en la realidad aumentada que en la realidad virtual y no sepamos cómo podría aportar al proyecto, es posible que si triunfa la compañía de Cupertino quiera unirse. Parte de este parque abrirá en febrero de 2018, y si se trata de un éxito total o solo de una novedad pasajera, está aún por ver.